Piura día 1

Piura nos recibe con un clima templado. Corre poco viento lo que hace que sea agradable caminar un poco por las calles, cosa que hago luego de comer en el Chalan (una butifarra de cerdo y sus cremoladas, probé la de mango ciruelo, sin pierde, la de lúcuma, un clásico, y la de tamarindo, que fue un exceso).

El taxi a la ciudad salió por 9 soles (venía de dejar a una familia, por lo que me dijo: vamos flaco, yo te llevo, te hago tu descuento, que fue de un nuevo sol). Tenía idea de a donde quería venir, pues hace más de un año, antes de caer con hepatitis (luego de un viaje defensoral a Cerro de Pasco), estuvo aquí con mi Jefa. Producto de ese viaje, mi Team of Rivals, sobre la Lincoln, también el trabajo de campo en Morropón y Yapatera que vió la luz en el Informe de la Defensoría del Pueblo sobre la situación de desigualdad en la que se encuentra el grupo afroperuano.

Durante mi solitaria cena, ojeé El Tiempo, periódico de gran acogida por aquí, aunque falto de buenos columnistas. En su favor, parece que hace su chamba y cubre los hechos noticiosos de mayor relevancia. Mi atención fue por:

El problema con un mercado que reune a más de 6 mil comerciantes, y que será modernizado/reubicado en un establecimiento con mucha menor capacidad. No va por buen camino.

La posibilidad de corte de servicio por deuda (S/. 1 368 132) a más de 145 colegios de la Región, a manos de la EPS Grau.

El relevo del Jefe de la PNP Piura: entra Julio jorge Martínez, sale César Cortijo, quien estuvo 8 meses en el cargo.

De regreso al Hotel, encontré lo que parecía ser una chinganita (similar a la que visito en el Centro de Lima, donde se juega a los dados). Al entrar, me dijeron que: no, no es una chinganita sino el Club Social de la Confederación de los trabajadores de la no sé que cosa, que existe desde 1907. Un local amplio y grande, de techos altos, con pizarras verdes y negras a los lados, e inundado de mesas exagonales en las que se juega no a los dados sino a las cartas. Me permitieron hacer algunas fotos, las que subiré cuando pueda, y me contaron sus triunfos, fracasos y expectativas. Deja mucho que pensar las ilusiones de quienes ya no tienen mucho tiempo por delante. Sus inquietudes y deseos no se diferencian de los que tengo yo o cualquer muchachito de 20 ó 17 años.

Esa ha sido Piura día 1. Mañana temprano, tengo reuniones en las Direcciones Regionales de Salud y Educación, así que lo mejor es ir a repasar lo que diremos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s